Apoyo, Espera, o Qué?

Apoyo, Espera, o Qué?

ENCONTRANDO SU SEGURIDAD

Slider

Adoptar un enfoque afirmativo del viaje de género de su hijo no hace daño.

En el pasado, si un niño afirmaba o mostraba una diferencia de género, los profesionales médicos y de salud mental aconsejaban "espera vigilante". Era una directiva de no tomar ninguna medida, simplemente esperar y ver qué sucedía. Aunque suene benigno, la "espera vigilante" en realidad es el proceso de atrasar cualquier forma de apoyo, intervención o participación directa que pueda reconocer la articulación de la identidad de un niño.

En cambio, existen pasos reversibles que un padre puede tomar en respuesta a la identidad de su hijo.

El viejo consejo de "espera vigilante" ha sido objeto de escrutinio. Esto significó que no se brindaría apoyo para los modos de autoexpresión de un niño, como la elección de ropa, el peinado o las actividades que a menudo se asocian arbitrariamente con el "otro género".  El mensaje inherente entregado a un niño por un enfoque de esperar y ver es uno que devalúa e invalida su sentido de sí mismo. Observar y esperar es un curso de inacción. En lugar de posponer una decisión, es en sí misma una decisión que puede resultar en un daño muy real.   

Compare la espera vigilante con un enfoque afirmativo
en la que una madre/padre encuentra a su hija/o
exactamente adonde están.    

Un entorno de apoyo no "hará que su hijo sea transgénero" si no tiene una diferencia de identidad de género. Lo que hará es 1) brindarle más información y 2) comunicarle a su hijo que lo ama, apoya y acepta exactamente por lo que es. Considere los pasos de apoyo como parte del establecimiento de un entorno de exploración y afirmación para su hijo. 

Algunos pasos (totalmente reversibles) pueden incluir cosas como cambios de ropa, diferentes estilos de cabello y apoyo a los intereses del niño/a en diferentes actividades. 

A veces, las familias hacen un viaje corto a un lugar donde no son conocidos e invitan a sus hijos a vestirse de la manera que elijan y a usar un nombre y pronombre diferente mientras están allí. Momentos como este le permiten a un niño/a simplemente "probarse" un género diferente para sentirlo.

Nosotros sabemos que cuando padres solidariamente participan en la vida de su hijo/a el proceso de exploración de género, observan una mayor sensación de satisfacción y felicidad en su hijo. Apoyar cambios pequeños y reversibles permite tiempo para el autodescubrimiento y para que los niños progresen y cambien según sea necesario.  Si un niño decide que seguir pasos hacia la transición no son adecuados para ellos, sabrán en su corazón que los ama y los apoyó en cada paso de su proceso. 

¿SABÍAS?

Los cambios de cabello, ropa y actividades se consideran cambios sociales. Son 100% reversibles. Lea más sobre las transiciones sociales aquí.